Entrada

La entrada tiene doble puerta.

Es amplia con oleos de diferentes pintores de la comarca.

La vidriera plomada que da entrada al comedor fué trabajada por la familia de vidrieros Bonet, colaboradores de las vidrieras que se pueden ver en la construcción de la Catedral  de la Sagrada Familia de Barcelona.

Los sillones que componen la entrada son de linea modernista, restaurados.